menu
Cerrar

Cemento pulido vs microcemento: ventajas de cada revestimiento

Actualmente existe mucha confusión, fruto del desconocimiento, acerca del cemento pulido. De hecho, la mayoría de las personas lo relacionan con el típico pavimento de estilo industrial y de fuerte tonalidad gris con efecto espejo que se emplea en los interiores y exteriores de grandes superficies como oficinas, comercios, fábricas, naves y parkings. Incluso, aunque en muchísima menor medida, en algunas viviendas particulares.

No obstante, en la mayoría de ocasiones lo que se da por hecho que es cemento pulido es en realidad microcemento. El revestimiento decorativo que en estos momentos es tendencia en la decoración y diseño de interiores, tanto en casas como en comercios y locales. Un recubrimiento que también se ha extendido como la pólvora en terrazas exteriores, fachadas o piscinas.

En este artículo encontrarás todo lo que tienes que saber y no sabías del cemento pulido: qué es, sus principales cualidades, los diferentes acabados que permite, el proceso de aplicación, el precio por metro cuadrado y, sobre todo, las principales diferencias con el microcemento o microcemento alisado.

cemento-pulido
Imagen de la planta baja de una empresa industrial con suelo de cemento pulido.

¿Qué es el cemento pulido?

El cemento pulido, también llamado hormigón pulido, es en realidad un acabado decorativo, no un revestimiento puramente dicho. Este producto se utiliza sobre todo en espacios exteriores de aparcamientos, centros comerciales o pistas deportivas y, en mucha menor medida, en alguna estancia de interior.

El cemento pulido es un acabado resultante de espolvorear un mortero cementoso con áridos y, después, pulir el suelo para sacarle brillo con una pulidora rotativa. Esta técnica de pulir el pavimento se denomina fratasado.

Ventajas del cemento pulido

El cemento pulido está pensado para recubrir superficies donde lo más importante es la funcionalidad del pavimento más que la estética del mismo. ¿Por qué? Puesto por que el cemento pulido se caracteriza por su gran durabilidad y resistencia, dos elementos que lo hacen ideal para revestir aquellas superficies industriales que están expuestas a un alto tránsito y peso. De hecho son muy utilizados para áreas de carga y descarga, ya que el pavimento de hormigón pulido no se quiebra.

Además los pavimentos de cemento pulido resisten muy bien a la rodadura de neumáticos. Es por ello que observamos este tipo de acabados con mucha frecuencia en aparcamientos y parkings.

Otra de las cualidades de los suelos de cemento pulido es que su superficie lisa y brillante evita la acumulación de polvo y suciedad. Un acabado que también favorece la sensación de amplitud.

 operario puliendo pavimento cemento pulido con pulidora rotativa.
Operario puliendo y sacando brillo al pavimento de cemento pulido con una pulidora rotativa.

Desventajas del cemento pulido

Pero también hay que saber que el cemento pulido presenta una serie de inconvenientes y desventajas a tener en cuenta. A continuación señalamos las principales:

  • El cemento pulido puede perder brillo con el tiempo a causa de líquidos muy abrasivos como lo son los disolventes industriales. Por tanto, habrá que volver a pulirlo.
  • Puede acabar fisurando y aparecer grietas si no se realizan de manera correcta las juntas de dilatación o se hace un mal uso del pavimento.
  • Hay que evitar colocar este acabado en lugares con temperaturas frías o muy calurosas, ya que el cemento pulido no es buen aislante térmico.
  • Únicamente se puede aplicar en superficies horizontales.
  • El proceso de aplicación requiere de tiempo, ya que exige realizar obras y utilizar maquinaria. A colación de esto, tiene juntas.
  • Del mismo modo que ocurre con la temperatura, el suelo de cemento pulido posee un escaso aislamiento acústico.
  • Es un material de baja porosidad y, además, necesita de mallazo para su estructura.
suelo de cemento pulido en salón
Salón comedor de lujosa vivienda con suelo de cemento pulido.

Acabados en cemento pulido

Aunque el cemento pulido se asocie sobre todo a los acabados de color gris por los emplazamientos en los que se suele aplicar, existe la posibilidad de elegir colores a priori más arriesgados como negro, rojo, verde... El hormigón pulido o cemento pulido se aplica en aeropuertos, aparcamientos y parkings, centros comerciales y fábricas.

Baños de cemento pulido

Los baños y lavabos de cemento pulido no existen. Se confunde este tipo de acabado con el uso de otros revestimientos decorativos como puede ser el cemento bruñido o un lavabo de microcemento. De hecho, el microcemento es uno de los recubrimientos más empleados para renovar esta estancia por las grandes posibilidades de uso que ofrece.

El microcemento en baños es perfecto para forrar platos de ducha o bañeras, gracias a la capacidad impermeable y antideslizante que puede alcanzar gracias al uso de selladores específicos. Pero también para crear estanterías, muebles de baño, paredes y suelos.

Cómo hacer un suelo de cemento pulido

La instalación de un suelo de cemento pulido no dista mucho del proceso de aplicación de otro tipo de pavimento de hormigón. Los componentes de arena, agregados, cemento y agua son indiscutibles.

Como también lo es que la mezcla del hormigón se puede realizar tanto in situ como con hormigoneras especializadas. Esta última alternativa es la más indicada cuando hay que revestir superficies de grandes dimensiones.

A continuación, explicamos paso a paso cómo hacer un suelo de cemento pulido correctamente:

Paso 1: preparar el suelo

Adecentar el terreno, asegurándose que no haya escombros ni suciedad. Si lo hubiese, retirar y limpiar. Después comprobar los niveles del pavimento, por si fuera necesario rellenar la superficie.

Paso 2: encofrado

Encofrar la zona que vaya a ser pavimentada con cemento pulido. Un proceso cuya duración variará en función de los metros cuadrados de superficie.

Paso 3: emplear mallazo

El siguiente paso consiste en fortalecer la estructura del futuro suelo de cemento pulido. Para ello es necesario usar mallazo, lo que dotará al pavimento de mayores resistencias. En algunos casos, puede que no sea obligatorio.

Paso 4: verter el hormigón

Vaciar la mezcla de hormigón sobre el pavimento. Es muy importante en este paso alisar y nivelar la superficie, con la ayuda de una regla.

suelo cemento pulido planta baja vivienda
Planta baja de una luminosa vivienda donde se ha revestido todo el suelo con cemento pulido.

Paso 5: comprobar el espesor de la losa

Es momento de verificar el espesor de la losa, en función del nivel que hayamos empleado como referencia en el paso del encofrado.

Paso 6: curado del hormigón

Esperar a que el hormigón se cure y seque correctamente. Si fuera preciso, utilizar un flotador para alisar el pavimento para obtener un acabado mucho más liso.

Paso 7: pulir el suelo

Para terminar de hacer un suelo de cemento pulido, hay que pulir la superficie para obtener ese brillo tan característico. Se puede hacer con un helicóptero o una pulidora.

¿Se puede aplicar cemento pulido en exterior?

Que el cemento pulido sea un revestimiento decorativo que predomina en interiores no significa que su uso se limite a dichos espacios. La resistencia y durabilidad de las que goza este material le convierten en una alternativa igual de válida en exteriores. Una ambivalencia que, a pesar de las contras que presenta este material en comparación por ejemplo con el microcemento, conforma la razón de ser de su popularidad en los últimos años.

De esta manera, es una técnica decorativa que puede aplicarse en multitud de espacios exteriores tales como aparcamientos, centros comerciales, supermercados, naves industriales, etc.

Precio del cemento pulido por m2

El precio del cemento pulido por metro cuarado depende de varios factores, entre ellos las dimensiones del suelo a revestir así como si se encuentra en interior o exterior. En este sentido, el coste final puede verse incrementado en algunas aplicaciones en exterior.

Del mismo modo, las tarifas de cada profesional pueden provocar oscilaciones importantes en el precio del mismo modo que la época en la que se ejecute la obra. Grosso modo, el precio del cemento pulido por m2 oscila entre los 40 y 50 euros aproximadamente.

nave industrial con suelo de cemento pulido.
Imponente nave industrial cuyo se ha revestido con cemento pulido.

Diferencias entre cemento pulido y microcemento

Vamos a abordar las principales diferencias entre el cemento pulido y el microcemento.

1. El cemento pulido tiene mayor grosor que el microcemento

La diferencia más palpable entre ambos acabados es su grosor. El microcemento apenas tiene entre 2 y 3 milímetros, lo que posibilita que pueda aplicarse tanto en superficies horizontales (suelos, escaleras, techos...) como en superficies verticales como paredes. Es un material de construcción tan fino que al no pesar puede aplicarse en cualquier lugar sin miedo a que la carga estructural se vea afectada.

Algo que no ocurre con el cemento pulido, cuyo espesor se sitúa entre 5 y 10 cm y cuya aplicación se reserva únicamente a suelos y pavimentos.

2. El cemento pulido genera escombros, el microcemento no

Otra de las disparidades entre el microcemento y el cemento pulido hace referencia a los escombros. El microcemento alisado se coloca sobre el material existente, sea suelo o pared. Una excelente adherencia que evita las obras y los escombros que estas conllevan.

Caso totalmente opuesto al cemento pulido, un acabado que requiere obras para levantar por completo el suelo o pavimento existente y el empleo de maquinaria para ello.

3. La instalación del cemento pulido es mucho más larga

Este punto está estrechamente relacionado con el anterior. Como el microcemento no requiere de obras, el proceso de aplicación es muy rápido. Un procedimiento que en el caso del cemento pulido se extiende ostensiblemente.

Luminosa nave industrial con pavimento pulido.
Una de las salas de amplia nave industrial en la que se ha instalado pavimento de cemento pulido.

4. El cemento pulido es solo para suelos, el microcemento también para paredes

Mientras que la polivalencia del microcemento permite que se pueda utilizar como revestimiento de paredes y de pavimentos, el cemento pulido únicamente puede aplicarse sobre suelos. Una diferenciación que, como es lógico, ha disparado la popularidad del primero en detrimento del segundo.

5. Compatibilidad vs incompatibilidad con suelo radiante

La calefacción por suelo radiante es una gran alternativa a los radiadores y la calefacción central por sus beneficios. No obstante, este sistema no es compatible con cualquier revestimiento.

El microcemento, que goza de una gran conductividad térmica, es perfectamente compatible con un suelo radiante. De hecho es uno de los materiales de construcción más recomendables. Aquí encontrarás todo lo que tienes que saber. Una cualidad de la que no puede presumir el cemento pulido.

6. Solo el cemento pulido necesita juntas de dilatación

El cemento pulido necesita de la confección de juntas de dilatación, aproximadamente cada 4 o 5 metros de distancia. En cambio el microcemento es un revestimiento continuo y, por lo tanto, no hay que elaborar juntas de dilatación. Es por esto que el uso del microcemento alisado se ha disparado en interiores en detrimento del hormigón pulido.

7. El microcemento es más versátil que el cemento pulido

El microcemento no es solo un recubrimiento continuo que no precisa de obras o juntas de dilatación, sino que además su aplicación es más rápida y sencilla.

Pero no solo por eso, sino porque el microcemento alisado también proporciona la seguridad de ser un revestimiento de excelente durabilidad y resistencia no solo al tránsito como el cemento pulido, sino también a golpes, al desgaste por abrasión, a los productos químicos o rayaduras, entre otros.

Y, por encima de todo, porque ofrece más soluciones decorativas ya que puede aplicarse sobre cualquier superficie (horizontal o vertical) y material (hormigón, azulejos, baldosas, cerámica...). Un abanico más amplio que facilita que el microcemento se utilice en interiores y exteriores, tanto de viviendas particulares como de locales, negocios y demás empresas.En definitiva, por todo esto y más el microcemento es mucho más completo que el cemento pulido.

En definitiva, por todo esto y más el microcemento es mucho completo más versátil que el cemento pulido.

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe en tu email consejos para la aplicación y cuidado del microcemento, las últimas tendencias y novedades de los productos de Topciment.